¿Qué sucedería si no puedo regresar a mi trabajo?

Previous Next

¿Qué es el Fondo Regreso al Trabajo?

Si usted se lesionó después del 01/01/2013, si su incapacidad permanente le impide regresar al trabajo y si su empleador no le ofrece un trabajo que usted pueda realizar, entonces usted tiene derecho a solicitar algunos beneficios adicionales a sus beneficios de Incapacidad Permanente (Permanent Disability, PD). Usted puede tener un “porcentaje de incapacidad” muy pequeño, con beneficios de PD pequeños y aun así tener restricciones para trabajar que le impidan regresar al trabajo que estaba realizando cuando se lesionó. Durante la última ronda de “reformas” del sistema, algunos grupos que estaban preocupados por los trabajadores lesionados señalaron a los legisladores que estaban a punto de aprobar la “reforma” del Gobernador Brown, que algunas personas pudieran estar justo en esa situación, con beneficios de PD pequeños y sin trabajo. La ley no iba a ser aprobada, entonces el Gobernador añadió a la ley una provisión de $120 millones que se supone ayudará a las personas en esa situación. Como todas las leyes de reformas significativas de compensación de los trabajadores, esta fue aprobada entre gallos y medianoche en la última noche de la sesión legislativa, así que no había nada en la ley que dijera cómo el dinero iba a ser distribuido.

La administración se tomó un par de años para establecer las reglas sobre cómo se iban a distribuir los $120 millones. ¿Deberíamos esperar hasta fin de año y contar cuántas personas no fueron capaces de regresar a trabajar y dividir entre esa cantidad o qué hacemos? Hubo propuestas de soluciones complicadas y otras de soluciones más simples. Eventualmente, se aprobó una solución simple. Se realizó un estimado de cuántas personas anualmente eran desplazadas de su trabajo debido a su lesión laboral y los $120 millones se dividieron entre ese número. El resultado fue que cada persona que no pudiera regresar a trabajar obtendría $5,000.00 de ese fondo. El fondo fue específicamente creado libre de cualquier honorario de abogados. Se estableció un sistema para hacer la solicitud en línea y la prueba de que el trabajador necesita presentar con la finalidad de reclamar los $5,000.00 es el Beneficio Suplementario por Desplazamiento del Trabajo (Supplemental Job Displacement Benefit, SJDB) o “vale”. (Ver a continuación).

Su suponía que el proceso de solicitud en línea sería facilitado mediante la instalación de “quioscos” de computadoras en todas las oficinas WCAB, de forma tal que las personas que no tenían una computadora pudieran utilizar esas computadoras para solicitar su beneficio del Fondo Regreso al Trabajo. Desafortunadamente, algunos de estos quioscos tienen letreros sobre ellos que dicen cosas como “No Tocar”, lo que puede ser algo confuso. Afortunadamente, hay otras alternativas. Algunos consejeros de rehabilitación vocacional que ya están familiarizados con el sistema de vales también están dispuestos a ayudar a los trabajadores a obtener su beneficio de $5,000.00 del Fondo Regreso al Trabajo.
A la Administración le tomó 2 años adoptar las reglas sobre cómo utilizar ese Fondo y desde entonces no ha habido mucha publicidad (algunos dicen que a propósito) y como resultado el número de personas que ha presentado su solicitud hasta el momento es mucho menor de la cantidad estimada y se ha utilizado tan poco como $200 millones. Se suponía que el Fondo recibiría $120 millones cada año para trabajadores desplazados, pero ahora hay una revuelta en la Legislatura para solo reponer lo que es utilizado en lugar de poner otros $120 millones.

Si usted tiene derecho a recibir beneficios del Fondo Regreso al Trabajo, asegúrese de solicitarlo. Son $5,000.00, sin obligaciones, del Estado de California, no de su empleador ni de la compañía de seguros de compensación de los trabajadores. Usted tiene derecho a recibir este beneficio, si tiene derecho al Beneficio Suplementario por Desplazamiento del Trabajo.

¿Qué es el Beneficio Suplementario por Desplazamiento del Trabajo (SJDB)?

Antes del 01/01/2013 una persona que no podía regresar al trabajo tenía derecho a recibir un vale que podía ser utilizado para pagar una nueva capacitación vocacional. El monto del vale dependía del nivel de incapacidad permanente (PD). El rango iba desde “hasta $2,000.00” hasta llegar a “hasta $8,000.00”. Podía ser acordado por dinero en efectivo, usualmente por una cantidad menor que su valor potencial y no tenía fecha de vencimiento. La última “reforma” simplificó este proceso.

Para las lesiones que ocurrieron el 01/01/2013 y a partir de esa fecha, cualquier persona que no regrese a trabajar dentro de los 60 días siguientes a haber alcanzado el máximo mejoramiento médico (maximum medical improvement, MMI) tiene derecho al SJDB por la cantidad total de $6,000.00. Esta cantidad incluye $1,000.00 que pueden ser utilizados para comprar una computadora y $500.00 que esencialmente son cobrados en efectivo para ser utilizados en la búsqueda de ayuda para regresar a trabajar. Un pequeño porcentaje puede utilizarse para pagar a un consejero de rehabilitación vocacional para que le ayude a encontrar una escuela apropiada. El saldo es utilizado para pagar la matrícula escolar. Ninguna de las cantidades de SJDB puede ser destinada a pagar honorarios de abogados y no puede ser acordada por efectivo. Usted debe utilizarla o la perderá, y hay una fecha de vencimiento.
Los vales anteriores no eran emitidos hasta que el caso era acordado. Se supone que el SJDB vigente debe ser emitido si su empleador no le ofrece un trabajo que usted pueda hacer dentro de los 60 días después de que cualquier médico declare que todas sus lesiones han alcanzado el Máximo Mejoramiento Médico, pero se supone que el médico debe completar un formulario que describa cuáles son sus limitaciones para trabajar. Usted puede iniciar su capacitación incluso si la transacción de su caso se prolonga en el tiempo. Si su empleador le ofrece un trabajo dentro de sus restricciones y usted lo rechaza, entonces no será elegible para este beneficio.

Si usted piensa que es elegible para este beneficio, asegúrese de recordarle a su médico que complete el formulario cuando le dé el alta médica. Le recomendamos ampliamente que busque a un consejero de rehabilitación vocacional que esté familiarizado con el proceso para la obtención y utilización del vale. Su abogado puede recomendarle a un consejero.

© Robert S. Havens 2017

Previous Next

Share
Tweet
Share